Transformación integral del Hospital San Carlos, de Tizimín

Salud pública de Yucatán

En un esfuerzo por fortalecer y modernizar la infraestructura de salud en Yucatán, el gobierno encabezado por Mauricio Vila Dosal ha concluido casi en su totalidad los trabajos de rehabilitación del Hospital San Carlos de Tizimín, una iniciativa que representa una inversión de más de 31 millones de pesos, busca mejorar la atención médica y ofrecer servicios de calidad a más de 57 mil habitantes de la zona oriente sin seguridad social.

El Hospital San Carlos, crucial para la atención de Tizimín y sus 86 comisarías, así como de municipios cercanos como Espita, Calotmul, Sucilá, Panabá, San Felipe y Río Lagartos, está a punto de aumentar su capacidad de atención gracias a las significativas mejoras implementadas.

Uno de los beneficiarios directos de estas transformaciones es Jaina May Tuz, vecina de Chemax, quien frecuenta el hospital junto con su suegra para recibir tratamiento de diálisis debido a la diabetes. Las mejoras no solo han optimizado su experiencia, sino que también han contribuido a hacer más eficiente y cómodo el proceso de atención médica. “Estamos saliendo adelante gracias a ellos”, afirmó Tuz.

Los trabajos de rehabilitación se centraron en la parte antigua del hospital, abordando baños públicos, consultorios, pasillos, áreas de hospitalización, azoteas, oficinas, aula de usos múltiples, laboratorio, imagenología y farmacia. Además, se construyó una nueva sala de espera, considerando todos los elementos estructurales necesarios y contemplando acabados de alta calidad.

Vecinos, como Edgardo Braga Aranda de Panabá, externó su satisfacción ante la transformación del hospital. Braga destacó el cambio evidente en pisos, paredes y la estructura del centro, así como la ampliación de la sala de espera, que ahora cuenta con mayor capacidad para atender a los pacientes.

El proyecto incluyó el mantenimiento general de equipos biomédicos y la instalación de un esterilizador de vapor autogenerado. Asimismo, se llevó a cabo la rehabilitación completa de espacios existentes, con cambios de acabados, reparación de grietas, sustitución de pisos, pintura nueva, y mantenimiento de instalaciones eléctricas e hidrosanitarias.

La iniciativa también abarcó la renovación del mobiliario, tanto en áreas administrativas como médicas, contribuyendo así a mejorar las condiciones generales del hospital. Estas acciones, impulsadas por el Gobierno de Yucatán, demuestran el compromiso continuo con la mejora de la calidad de los servicios de salud en el estado, asegurando que todos los yucatecos reciban atención médica en condiciones dignas.

Compártelo:
Podría Intersarte

Deja un comentario