Dividen y enfrentan a Tlacolula los ex presidentes municipales de Oaxaca

0
193

DETRÁS DE LA NOTICIA

Alfredo Martínez de Aguilar

* El prefabricado conflicto en Tlacolula, es laboratorio político de los ex gobernadores enemigos de José Murat y sus grupos, por recuperar el poder en las elecciones intermedias de 2021. 

* Al margen del interés político-económico, empresarios proponen construir una Plaza Cívica en el actual predio de la escuela y no un centro comercial como quieren los ex munícipes.

(A la memoria de Nacho Toscano, genial melómano, noble y generoso amigo y paisano de ascendencia oaxaqueña. Un abrazo solidario a sus familiares y amigos. México y Oaxaca pierden a un gran gestor y promotor cultural. Descanse en paz)

Más que sombrío es el panorama político-social en Tlacolula de Matamoros. El prefabricado conflicto amenaza con desbordarse y complicarse. Los ánimos se enconan, dividen y enfrentan.

Se vislumbran peores enfrentamientos a los hasta hoy ocurridos entre las partes en conflicto.

El edil municipal es apoyado por padres de familia y maestros de la Sección XXII de la CNTE. 

Los ex presidentes municipales cuentan, por su parte, con el apoyo de habitantes de la población que integran el Comité Representativo, quienes mantienen tomado el Palacio Municipal.

El prefabricado conflicto en Tlacolula de Matamoros, es el laboratorio político de los diversos conflictos municipales pre y postelectorales que surgirán hacia las elecciones intermedias 2021.

Es la lucha de los ex gobernadores enemigos de José Murat y sus grupos políticos de ex y presidentes municipales, ex y diputados locales y federales, ex y senadores, por recuperar el poder. 

Y no solo de ex representantes populares de la alicaída mafia del poder del PRIAN, sino también de la guerra entre los liderazgos mesiánicos de las tribus, clanes y corrientes del PRD y Morena.

Los ex munícipes priistas, panistas, perredistas y morenista, además de su presunta corrupción coinciden en buscar provocar ingobernabilidad para golpear al gobierno de Alejandro Murat.  

Los grupos en pugna radicalizan sus posturas. La polarización se agrava con la contratación en las agencias municipales de la capital de porros y cholos por el presidente municipal de Morena.

Estos grupos de choque son formados por jóvenes marginados hundidos en la miseria, integrantes del llamado lumpen proletario al servicio del mejor postor en el desalojo de inmuebles.

Se nutren económicamente de los tráficos ilegales, la economía criminal, la mendicidad, el patronazgo estatal o privado o una combinación de estas, en la UABJO y sindicatos del transporte.

La alianza de los mercenarios activistas del Frente Amplio de Lucha Popular (FALP) con el actual munícipe presagia sangrienta tormenta. No se descarta el saldo de muertos y heridos.

Mototaxistas del Frente Amplio de Lucha Popular (FALP), encabezados por su dirigente Gervasio García, amenazan con desalojar a los integrantes del Comité Representativo del palacio municipal.

En apoyo del presidente municipal, Carlos León Monterrubio, los mototaxistas se concentraron la mañana del lunes frente al edificio de la presidencia municipal de Tlacolula de Matamoros.

Los mototaxistas del FALP apoyan al presidente municipal y amenazan con brindar el apoyo necesario para desalojar a los integrantes del Comité Representativo del palacio municipal. 

Responsables serán el alcalde Carlos León, por su soberbia e insensibilidad, y la desmedida ambición de los ex ediles Cony Robles Agustín Aguilar y Fausto Díaz, por regresar al poder.

La disputa no es por la reconstrucción o reubicación de la Escuela Primaria Presidente Adolfo López Mateos dañada por los sismos de 2017, sino por el millonario predio en el que se ubica.

El grupo de vecinos, manipulado por los ex ediles exige su reubicación e instalar un centro comercial en ese lugar y los padres de familia piden que se reconstruya en el mismo espacio.

Esta última decisión es apoyada por la Secretaría de Educación Pública y el IEEPO, dependencias que ya confirmaron que ese terreno no será utilizado para otro fin más que el educativo.

Los integrantes del Comité Representativo mantienen tomado el Palacio Municipal para exigir al munícipe la reubicación de la escuela, sin embargo, los padres de familias no lo permiten.

En medio de la creciente y grave polarización que divide y enfrenta a las familias en Tlacolula un grupo de visionarios y sensibles empresarios plantean una salida al prefabricado conflicto.

Al margen del interés político-económico de los ex presidentes municipales proponen construir una Plaza Cívica en el actual predio de la escuela y no un centro comercial como quieren éstos.

En el fondo los padres de familia y maestros no rechazan la reubicación de la escuela a tres cuadras de distancia, sino que el predio se destine a centro comercial aseguran los empresarios.

Demandan anteponer la paz y tranquilidad social de las familias que habitan en Tlacolula de Matamoros a los negocios que pretenden realizar los ex presidentes municipales del PRIAN.

Sería altamente positivo que el Gobierno del Estado escuchara y atendiera la propuesta de empresarios oriundos de Tlacolula al representar una opción ante el encono y la polarización.

Rechazar un centro comercial en el actual predio de la escuela como lo quieren los ex munícipes, causa del conflicto, y construir una Plaza Cívica, quizás sería apoyado por la propia SEP y el IEEPO.

alfredo_daguilar@hotmail.com

director@revista-mujeres.com

@efektoaguila